El Bierzo, Reserva de los Sentidos

Después de una dura época de trabajo, viaje al interior vuelve con fuerzas renovadas, y que mejor forma de regresar al panorama viajero que con la colaboración de uno de nuestros principales padrinos, el gran David Mora, que hace poco su camino laboral le llevó al Bierzo y estoy seguro que como a mi, le enamoró. Y volverá porque el título que le ha puesto refleja muy bien lo que esta comarca despierta, los sentidos.

El Bierzo, Reserva de los Sentidos


Durante los últimos días del pasado mes de noviembre tuve la oportunidad de realizar la auditoría de la Ruta del Vino del Bierzo – Enoturismo en el Bierzo. Confieso que además de trabajar, tenía toda la intención de disfrutar de un destino para mí desconocido y del cual había oído hablar muy bien.

A pesar de la fría climatología y la niebla pude alcanzar el objetivo trazado: realizar la auditoría y conocer un poco más de este gran destino de interior. Localizado en la frontera de Castilla-León con Galicia y compuesto por 38 municipios, esta comarca atesora grandes recursos turísticos naturales, patrimoniales y enogastronómicos.

Las Médulas, Los Ancares, Ponferrada, Villafranca del Bierzo, el Camino de Santiago, el nuevo Museo Nacional de la Energía…son casi innumerables las razones para conocer esta tierra. Pero si a todo esto le añadimos una gastronomía excepcional, la visita ya parece ineludible.

El Bierzo acumula en su pequeño territorio hasta dos Denominaciones de Origen (Manzana Reineta y Vino), dos I.G.P. (Botillo y Pimiento Asado) y dos Marcas de Garantía (Pera Conferencia y Castaña), sin olvidar otros productos artesanales como las mermeladas, quesos o la gran cecina. Pero es que además los establecimientos de hostelería han sabido poner en valor sus magníficos productos, conformando una oferta muy competitiva en precio y con la máxima calidad.

Hago especial hincapié de nuevo en su Ruta del Vino, integrada en el club de producto Rutas del Vino de España y pendiente de obtener la certificación por parte de ACEVIN y Turespaña. El paisaje de viñedos está muy presente en buena parte del territorio berciano, y además se pueden visitar muchas bodegas integradas en la citada Ruta.

En resumen, que el lema utilizado en la promoción de la Ruta, “Reserva de los Sentidos” está más que justificado. El Bierzo es un gran, pero insuficientemente conocido, destino de turismo de interior, con grandes productos y, sobre todo, una población cálida y muy hospitalaria.